Salud

¿Qué métodos anticonceptivos masculinos existen?

Los métodos anticonceptivos son herramientas muy importantes para garantizar el derecho a la autonomía sexual, además de ayudar a planificar o controlar la natalidad.

Un error bastante común es considerar que esta responsabilidad recae exclusivamente en las mujeres, puesto que también existen métodos anticonceptivos masculinos. Vamos a repasarlos.

Los métodos anticonceptivos o contraceptivos son aquellos que impiden o reducen la posibilidad de fecundación o embarazo en las relaciones sexuales. Contribuyen a controlar la natalidad, así como a disminuir los embarazos no deseados o en adolescentes.

Desde 1960 las opciones para las mujeres se han multiplicado, disponiendo en la actualidad una docena de métodos anticonceptivos, entre los que se encuentran:

  • Anillos vaginales.
  • Condones.
  • Diafragmas.
  • Dispositivos intrauterinos (DIU).
  • Esterilización.
  • Implantes.
  • Inyecciones.
  • Parches.
  • Píldoras.

Anticonceptivos masculinos

Las opciones para los hombres no han presentado grandes cambios. Las más antiguas son la abstinencia o el coitus interruptus (es decir, retirar el pene antes de eyacular, expulsando el semen fuera de la vagina).

Esta última sigue siendo una de las más practicadas en la actualidad, aunque los expertos aseguran que no es efectiva como se cree.

  • Qué necesitas saber sobre la píldora anticonceptiva

Esto se debe se a que al eyacular cerca de la vagina se corre el riesgo de embarazo. Además, el líquido preeyaculatorio también contiene espermatozoides capaces de fecundar.

Otros métodos anticonceptivos masculinos son:

Condón o preservativo

Este método anticonceptivo es uno de los más utilizados por hombres y mujeres, ya que no solo evita embarazos, también protege contra muchas enfermedades de transmisión sexual, como herpes genital, sífilis, VIH o VPH.

La efectividad del condón como método anticonceptivo puede variar según su correcto uso o su calidad (suelen estar fabricados con látex de goma o de poliuretano).

¿Cómo usar un condón?

Debes colocar el condón sobre la cabeza del pene, con el anillo enrollado en dirección contraria a esta. Presionando la punta, desenrolla por encima del tronco del pene hasta llegar a la base.

Usar vaselina, lociones o aceites puede debilitar el condón y provocar posibles rupturas.

Al finalizar la relación sexual, sostén el condón desde la base mientras lo retiras cuidadosamente y luego tíralo a la basura. Recuerda, un condón no puede utilizarse dos veces.

Vasectomía

La vasectomía es un procedimiento que causa esterilidad en el hombre al impedir que los espermatozoides lleguen a los testículos.

Se realiza una pequeña incisión en el escroto y cada conducto deferente se extrae, corta y liga para evitar que el esperma sea liberado en la eyaculación. Luego vuelven a introducirse en el escroto.

  • 10 mitos sobre la vasectomía

Aunque esta práctica suele realizarse con bisturí, hace poco años la Asociación Estadounidense de Urología aprobó un método denominado vasectomía sin bisturí.

Es menos invasivo, más sencillo y de recuperación más rápida, ya que para su ejecución se utiliza un instrumental específico, como una pinza que provoca la apertura de la piel separando y no cortando las fibras.

Comúnmente se cree que con la vasectomía se pierde la eyaculación, lo cual es falso, pues el semen se produce en la vesícula seminal y no en los testículos, que es donde se producen los espermatozoides.

El esperma representa sólo un 3% de la eyaculación y el otro 97% lo conforman varios fluidos provenientes de la próstata.

Tampoco es cierto que el deseo sexual o la libido decaen, o que es una cirugía importante que demora mucho tiempo.

Aunque es un método potencialmente reversible, se requiere para ello una cirugía, por lo que suele recomendarse para aquellos hombres que ya formaron una familia y no buscan tener más hijos.

Inhibición reversible del esperma bajo guía

En la inhibición reversible del esperma bajo guía o reversible inhibition of sperm under guidance (RISUG) se utiliza un polímero, una especie gel, formado por dos compuestos: anhídrico maleico de estireno (SMA) disuelto en dimetil sulfóxido (DMSO).

Se administra por una inyección en el conducto deferente y actúa bloqueando y destruyendo los espermatozoides al reducir el pH y crear perturbaciones de carga.

La gran ventaja en relación con la vasectomía es que tienen más probabilidades de ser reversible, aunque los especialistas aún continúan investigando sus efectos.

Este método anticonceptivo fue desarrollado por el Indian Institute of Technology Kharagpur y patentado en Bangladés, China, EE. UU. e India bajo el nombre comercial de Vasalgel.

Otros anticonceptivos

Muchas encuestas coinciden con que más de la mitad de los hombres estarían dispuestos a usar nuevos anticonceptivos, preferentemente de acción prolongada, reversibles y no hormonales.

Además de los ya mencionados, los investigadores trabajan en la píldora anticonceptiva masculina, llamada dodecilcarbonato de 11-beta-metil-19-nortestosterona, o 11-beta-MNTDC.

Es una testosterona modificada que combina acciones de una hormona masculina (andrógeno) y una progesterona. Con ello, se busca disminuir la producción de espermatozoides y su motilidad, afectando en forma temporal la fertilidad del hombre.

Otro trabajo que en torno a mejorar o suprimir la fertilidad masculina, es el de la Universidad de California, que estudió el proceso de hiperactivación.

Este es el “empuje” o “fuerza” extra que necesitan los espermatozoides para atravesar las defensas del óvulo.

Según explicaron los investigadores, los espermatozoides inhalan progesterona, una hormona secretada por el óvulo, que al unirse a una enzima llamada ABHD2, brinda el impulso final que necesita el espermatozoide para “finalizar su carrera”.

La evidencia es preliminar, pero los expertos creen que podría usarse este hallazgos para desarrollar método de inactivación de esas interacciones, con el objetivo de desarrollar un nuevo método anticonceptivo.

Sin embargo, tanto para la píldora anticonceptiva masculina como para la inhibición de las interacciones del espermatozoides, son necesarios más estudios que permitan salir de las etapas de experimentación y logren poner en práctica esos saberes.

Para recordar:

Aunque la anticoncepción suele recaer exclusivamente en las mujeres, también es una responsabilidad de los hombres.

La disponibilidad de métodos anticonceptivos no es tan amplia como la que disponen las mujeres, destacándose el uso de preservativo o la vasectomía.

También se encuentran en etapa experimental píldoras masculinas, así como polímeros que buscan bloquear y destruir los espermatozoides.

Para evitar embarazos no planificaos es importante informarte, consultar a un profesional de la salud y así encontrar el mejor tratamiento.

Fuentes consultadas: Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU., Clínica Mayo, Centros para el Control y Prevención de Enfermedades.

Fuente: HolaDoctor

Comentarios para este artículo

Artículos Relacionados

Botón volver arriba