Panorama

Estas mascarillas con pepino y aloe vera te ayudarán a rejuvenecer y rehidratar la piel de tu rostro

¿Estás cansada de que tu rostro se vea cansado y reseco todo el tipo? Afortunadamente hay un ingrediente natural que puede hacer que todo cambie y lo tienes en la cocina: el pepino.

Estas verduras no son sólo buenas para seguir la dieta, sino que están cargados de vitaminas y nutrientes que le harán muy bien a tu piel, dejándola radiante e hidratada.

Por es, te damos estas sencillas recetas de mascarillas con pepino para consentirte un rato y lucir radiante.

¿Cuáles son los beneficios del pepino en la piel?

Los pepinos son ricos en vitamina C que ayudan a reducir la inflamación. Además, al estar hechos en su mayoría de agua, aportan a tu piel la hidratación necesaria para verse reluciente. Por si fuera poco, el pepino ayuda si tu piel está irritada o es propensa al acné.

Además, tienen antioxidantes y ácido fólico que puede ayudar a reducir el envejecimiento prematuro.

Ahora que ya sabes todos los beneficios, te damos dos recetas con pepino para cuidar tu piel. Una

Mascarilla de pepino con aloe vera

Esta mascarilla es perfecta para las pieles sensibles o irritadas, especialmente si estuviste mucho tiempo bajo el sol, y sólo necesitas 3 ingredientes para prepararla.

Necesitas:

  • 1 pepino
  • ¼ taza de leche de coco
  • ¼ de taza de gel o jugo de aloe vera

 

Instrucciones:

Pela el pepino y ponlo en la licuadora. Cuela la pulpa hasta que salga todo el jugo.

En un tarro limpio, agrega el jugo de pepino, la leche de coco y el aloe vera. Agítalo bien para que todo se integre a la perfección.

Aplica la mascarilla en tu piel limpia tres veces por semana. Recuerda mantenerla en el refrigerador para que tenga una vida de hasta un mes.

Mascarilla de pepino con yogurt griego

Esta mascarilla es perfecta para las pieles secas. También ayuda a reducir los poros y la inflamación.

Necesitas:

  • ½ pepino pelado
  • 1 cucharada de yogurt griego natural sin azúcar

 

Cómo hacerla:

Licua el pepino y cuélalo hasta obtener todo el jugo.

Mézclalo con el yogurt hasta que esté bien integrado.

Aplica en tu rostro limpio y déjalo actuar por 15 minutos.

Enjuga con agua tibia y seca con una toalla limpia. Para mejores resultados, hazla cada semana.

Fuente: R.S.V.P

Comentarios para este artículo

Artículos Relacionados

Botón volver arriba