Panorama

En Semana Santa, se protege a la gente por aire, mar y tierra

La Fuerza Aérea, la Cruz Roja y la Unidad de Rescate y Salvamento Acuático están a disposición de la ciudadanía

Durante la Semana Santa, tiempo en el que las personas suelen vacacionar, viajar y recrearse, las autoridades e instituciones de rescate y emergencia del país se ponen a disposición del pueblo dominicano por mar, tierra y aire a fin de salvaguardar y preservar la vida de los dominicanos.

Como cada año, los agentes de la Fuerza Aérea de República Dominicana se suman al operativo que elabora el Centro de Operaciones de Emergencias (COE) para preservar vidas durante los días feriados del asueto.

Sin embargo, por la naturaleza de la institución, los soldados del aire están más que preparados para enfrentar cualquier eventualidad que pudiera presentarse, por lo que no requieren entrenamientos especiales.

El coronel piloto de la institución, Mario Rivas, explicó a elCaribe que todo el año los agentes están dispuestos para brindar servicios en caso de cualquier emergencia.

En Semana Santa, donde un gran número de familias sale de vacaciones, disponen de tres helicópteros, cada uno con una tripulación compuesta por un piloto, copiloto, técnico de aviación, dos o tres rescatistas y médico.

Las aeronaves que sobrevuelan todo el país están distribuidas de la siguiente manera: una en San Isidro, para vigilar el Gran Santo Domingo; otra la región Sur y la tercera en la Base Aérea de Puerto Plata para cubrir toda la zona norte.

“Dependiendo de la urgencia y el alerta que se pueda generar, los helicópteros realizan varios tipos de emisiones, donde se involucran a los demás organismos de respuesta y dependiendo del lugar, se trasladan hacia ese perímetro”, explicó.

A diferencia de otras instituciones, como la Defensa Civil, donde hay voluntarios, los rescatistas que laboran en este operativo son designados.

Los 25 soldados que son designados en los operativos deben tener una edad entre los 18 a 40 años, aunque la antigüedad, la experiencia en el servicio y la salud es prioridad para este tipo de misión. La tripulación, además, debe tener niveles básicos de primeros auxilios o atención primaria.

Emergencias en ambulancia

Durante las festividades de la Semana Mayor, las autoridades despliegan, a su vez, unidades de socorro, las cuales están formadas en su mayoría por jóvenes voluntarios que ponen sus conocimientos, pero sobre todo, sus ganas de ayudar a los demás en disposición de los organismos de seguridad del país, para hacer del desplazamiento de los vacacionistas un camino seguro.

En el caso de la Cruz Roja, su cuerpo de voluntarios está compuesto por 6,300 jóvenes, quienes son desplegados en 614 puestos de socorro a nivel nacional.

Con una voz llena de ilusión y orgullo, Penélope Encarnación Díaz, define su incorporación en la Cruz Roja, como una de las experiencias más “chulas de su vida”.

“Yo creo que esto es como dice su palabra: un ´voluntario´, es decisión y la disposición de querer ayudar a los demás”, expresó.
La joven de tan solo 20 años, combina sus estudios universitarios en el área de la medicina con el tiempo en la Cruz Roja, donde de la mano de otros jóvenes se prepara día a día para atender las emergencias que llegan a estos a través de su superior.

En esta ocasión, los voluntarios exhortan a los dominicanos mantener los protocolos de distanciamiento social y el uso de las mascarillas. Además instaron a no abusar de las bebidas alcohólicas y en caso de ingerirlas, a no manejar.

Las ambulancias estarán colocadas en puntos estratégicos que fueron dispuestos por el Centro de Operaciones de Emergencia (COE), en el marco del operativo “Compromiso por la vida, Semana Santa 2021”, el cual inicia hoy a las 2:00 de la tarde y termina el domingo 4, a las seis de la tarde.

Para este operativo la Cruz Roja dispondrá de 18 ambulancias en adicción a las destinadas por el Sistema Nacional de Emergencias del 9-1-1.

Embarcaciones en las playas

A pesar del riesgo que supone estar todo el tiempo en las aguas, la familia de los voluntarios está agradecida con el trabajo que realizan.

Cada año son muchas las personas que, debido a diferentes situaciones, están a punto de perder la vida en las aguas del mar Caribe. La época donde estos accidentes ocurren con mayor frecuencia es Semana Santa, debido a la gran cantidad de ciudadanos que acuden a las playas. Para evitar que un día familiar se convierta en una tragedia, hay muchas personas que movidas por una vocación, dejan a sus familiares en casa para convertirse en guardianes de la seguridad de millones de personas, cuyas vidas penden de un hilo porque no saben qué sucederá una vez entran al agua.

Tal es el caso de Sergio Cipolla, un italiano que tiene más de once años al servicio de la sociedad dominicana. Llegó al país en calidad de turista pero quedó atrapado en los encantos de esta tierra y de su gente, por lo que decidió crear una institución para velar por el bienestar de los bañistas. Antes de llegar al país, trabajó con la Protección Civil Italiana que se ocupaba del rescate y salvamento acuático. Se unió a la Defensa Civil Dominicana y luego de varios años, entró a los auxiliares navales donde actualmente es el comandante de la unidad Session Rescue. En 2018 funda la Unidad de Rescate y Salvamento Acuático donde trabaja en conjunto con la Armada Dominicana, el Cuerpo Especializado de Seguridad Turística, Auxiliares Navales y el COE.

Para esta Semana Santa, han implementado muchas restricciones y explica que una de estas es la prohibición de ventas y consumo de alcohol en los alrededores de la playa.

“Si vamos eliminando todo lo que puede crear problemas y que puede afectar la seguridad del bañista pasaremos una Semana Santa en paz”, asegura.

Fuente: El Caribe

Comentarios para este artículo

Artículos Relacionados

Botón volver arriba